A transferir se ha dicho….

En este momento es cuando vamos a ver si quien se queda nuestro coche es un verdadero particular o un compraventa encubierto.

Lo ideal es poder ir ambos a la Jefatura de Tráfico más próxima y realizar de esa forma la transferencia, pero claro por comodidad usamos las gestorías que suelen ocuparse de este tipo de trámites.

Una vez entregada toda la documentación a la gestoría, nos debemos de cerciorar de un par de cosas, la primera que se haya efectuado un depósito para la tramitación de la misma que permita efectuarla, el quien lo pague, ya sea comprador o vendedor o ambos no importa, pero que se quede pagada, ya que si no la tramitación no se va a efectuar. Otra cosa, el resguardo profesional de la gestoría, es el documento emitido por la misma por el que se responsabiliza del deposito de la documentación y del cambio de nombre.

Que sirva de recordatorio :

  • Contrato de compraventa
  • Copia del recibo del pago de la transferencia
  • Justificante Profesional emitido por la gestoría.

El compraventa encubierto no va a querer transferir el coche a su nombre, pondrá mil y una excusas, ya que querrá poner el coche directamente a nombre de quien lo vaya a comprar en última instancia. De esa forma elude posibles responsabilidades, el pago de impuestos y oculta su actividad a la administración.

Podéis consultar lo que queráis, esta es mi web

O bien mediante Facebook 

Saludos

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat